jueves, 30 de abril de 2009

Descarrío

Cuando en las mañanas

dejo la casa

guardo tus besos

en la mochila

para no extraviarme

en el regreso.

1 comentario:

Hilda dijo...

De este grupo de poemas que acabas de colocar este es el que más me gusta, lo que no significa para nada que no me gustan los demás, pero este es mi preferido.

Un abrazo
Hilda